¿Qué tipo de web necesito? Para responder a esta pregunta, inevitablemente, necesitas hacerte otras preguntas:

  • ¿Qué información quiero que aparezca en mi web?
  • ¿Quiero que mis visitantes puedan interactuar con mi web?
  • ¿Cada cuánto voy a cambiar o añadir información en la web? ¿Quién cambiará el contenido de la misma?
  • ¿Quiero un diseño exclusivo o me conformo con una plantilla para mi web?

Intentemos responder a estas preguntas y descubrir los tipos de web existentes dependiendo de su número de páginas, interactividad, gestión y diseño:

TIPOS DE WEB: SEGÚN SU NÚMERO DE PÁGINAS

¿Qué información quiero que aparezca en mi web?

Si apenas tienes información que mostrar porque tu línea de negocio es muy concreta y solo dispones de un servicio o producto; tus productos se definen con pocas palabras; no quieres mostrar mucha información de tu empresa o, por el motivo que sea, no vas a incluir mucho contenido: necesitas una web de página única (también conocidas como landing page).

Si tu empresa tiene más de un servicio o producto, quieres estructurar el contenido en diferentes secciones y/o mostrar más información sobre tu empresa: necesitas una web multipágina.

TIPOS DE WEB: SEGÚN SU INTERACTIVIDAD

¿Quiero que mis visitantes puedan interactuar con mi web?

Si quieres que tus visitantes puedan solicitar información a través de un formulario, comentar la información incluida o que la web permita cualquier tipo de interactividad con el usuario, necesitas que tu web sea una web dinámica.

Si no necesitas que los visitantes puedan interactuar con tu web y sólo quieres que puedan contactar contigo a través de un teléfono, una dirección física o un email; o por algún motivo no quieres que contacten contigo, necesitas una web estática.

TIPOS DE WEB: SEGÚN SU GESTIÓN

¿Cada cuánto voy a cambiar o añadir información en la web? ¿Quién cambiará el contenido de la misma?

Si tienes pensado ampliar la oferta de servicios y/o productos de tu negocio, dar a conocer las novedades de tu empresa o simplemente tener la posibilidad de variar contenido de la web tú mismo, lo que necesitas es una web con gestor de contenidos.

Si, por el contrario, crees que el contenido de tu web no va a sufrir apenas cambios con el tiempo; tienes conocimientos de código HTML y/o PHP y te ves capacitado para cambiar la web sin que ésta corra ningún peligro; o tienes claro que los posibles cambios que puedan surgir te los realizará un experto en web, lo que necesitas es una web sin gestor de contenidos.

TIPOS DE WEB: SEGÚN SU DISEÑO

¿Quiero un diseño exclusivo o me conformo con una plantilla para mi web?

Si quieres un diseño hecho a medida, pensado en tus necesidades exactas y con una visual que refleje de la forma más precisa lo que quieres que transmita tu empresa, lo que necesitas es una web con diseño exclusivo.

Si crees que, en cuanto a diseño, alguna plantilla ya existente se ajusta a tus necesidades o tus necesidades pueden adaptarse a las características estéticas y técnicas de una plantilla específica, lo que necesitas es una web realizada con plantilla.

Mi consejo,

En la mayoría de las ocasiones, una web con gestor de contenidos como WordPress es la mejor opción para la web de tu empresa. Una web con WordPress abarca casi todo el abanico de posibilidades: ser una web de página única o una web con secciones; los visitantes podrán o no interactuar con tu web; podrás añadir, editar y/o eliminar contenido; podrás disponer de un blog o sección de noticias; incluso, si es algo sencillo, podrás realizar ventas online con garantías.

Ahora que ya conoces los tipos de web existentes dependiendo de su número de páginas, interactividad, gestión y diseño debes tener claro que:

  • Una web estática nunca tendrá gestor de contenidos.
  • Una web dinámica puede o no tener gestor de contenidos pero siempre tendrá un lenguaje de programación como PHP para ejecutar las funciones requeridas.
  • Una web con diseño exclusivo siempre tendrá un coste mayor a una web realizada con una plantilla.

¿Y qué tipo de web me costará más?

El presupuesto más bajo siempre será para una web de página única, estática (por tanto sin gestor de contenido) y realizada con una plantilla. A partir de esta base cualquier añadido ira inflando el presupuesto:

  • El número de páginas que tenga la web.
  • Que la web sea dinámica
  • Que incluya un gestor de contenido
  • Que el diseño sea exclusivo.

Así, el presupuesto más alto siempre será el de una web multipágina, dinámica, con gestor de contenido y diseño exclusivo.

¿Estás interesado en algún tipo de web en concreto? ¿Quieres conocer más sobre cada uno de los tipos de web y sus características? Accede a nuestro artículo “Tipos de páginas web” y resuelve tus dudas.

Cuéntanos ¿qué opción piensas tomar y por qué? ¿Te arrepientes del tipo de web que elegiste para tu empresa? Esperamos tus comentarios.

Uso de cookies: Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies